¿Sabías qué...? de la semana: Home Insurance Building (primer edificio alto o primer rascacielos de la historia).





EN

¿Sabías qué...? El Home Insurance Building, diseño del arquitecto-ingeniero de la primera escuela de Chicago William Le Baron Jenney, se convirtió en el primer edificio alto o primer rascacielos de la historia. La obra, de tan sólo diez plantas de altura y construida entre 1884 y 1885 mediante una estructura innovadora formada por un armazón de acero, fue ampliada posteriormente a doce plantas en 1890. Cuatro décadas más tarde, en 1931, ya en pleno siglo XX, el Home Insurance Building, —que había sido construido en el Chicago Loop (el distrito financiero y comercial de la ciudad), concretamente en la esquina entre las calles Adams y La Salle—, fue demolido junto con otros edificios para construir el Empire Field, hoy conocido como LaSalle National Bank Building y también Bank of America Building.



Home Insurance Building, Chicago, IL, USA, 1884-1885
Cliente: Home Insurance Company
Arquitecto-Ingeniero: William Le Baron Jenney (1832-1907)
Dirección: Chicago Loop, 135 South LaSalle Street,
Chicago, Illinois, Estados Unidos de América

Uso del edificio: Oficinas
Inicio construcción: Primavera de 1884
Fin construcción 10 primeras plantas: Otoño 1885
Ampliación a 12 plantas: 1890
Estructura: Acero, formada por pilares de sección cuadrada rellenos de hormigón y recubiertos con terracota como protección contra el fuego; los forjados quedaban apoyados en perfiles de acero laminado tipo IPN que contenían las bovedillas prefabricadas, sustento de cada planta.
Altura final con 12 plantas: 55 metros (180 pies)
Estado: Demolido en 1931
Estilo arquitectónico: Escuela de Chicago
Período Funcional (1880-1900)



El Home Insurance Building de Chicago, de planta rectangular, presentaba una fachada inspirada en una columna clásica dividida en tres partes, en la que dos primeras plantas revestidas con diferentes formas almohadilladas en piedra que arrancaban desde el nivel de calle, daban paso a un volumen estilizado en busca del cielo. El cuerpo principal de oficinas, en el que predominaba la retícula ortogonal, se caracterizaba por la función del edificio de oficinas, en el que se dejaron amplios espacios acristalados para una mejor iluminación. El remate de terminación superior, simulando un capitel clásico, fue adornado con diferentes cornisas.



El esquema estructural del edificio se dividió en tres pórticos principales a cada lado de la fachada, en el que a modo de pilares salientes, enfatizaban la columna clásica de orden corintio. Para el revestimiento de la moderna fachada se hizo el empleo del ladrillo a modo de mampostería y el cristal para las ventanas. La estructura de acero autoportante, sustento del edificio, permitió abrir grandes paños acristalados en la fachada mediante las denominadas "chicago windows" (ventanas de chicago), en su mayoría de guillotina combinadas con amplios paños fijos en el centro para iluminar el interior del edificio de forma natural.



Los grandes espacios acristalados —que prescindían del ancho muro de carga—, fueron la base de lo que posteriormente se convirtió en el tradicional "muro cortina", presente hasta nuestros días. Con este sistema constructivo innovador ideado por Jenney mediante un esqueleto de acero se podía ganar más espacio útil en el interior del edificio, a la vez que permitía una mayor ventilación e iluminación en su interior para el bienestar de sus ocupantes.



arriba, imagen del arquitecto-ingeniero de la primera Escuela de Chicago, William Le Baron Jenney (considerado Padre de los rascacielos). "El principio de sostener todo un edificio sobre un armazón de metal cuidadosamente equilibrado, rigidizado y protegido del fuego, se debe a la labor de William Le Baron Jenney. No ha tenido predecesores en este aspecto, y a él se debe todo el mérito derivado de esta proeza de ingeniería que él fue el primero en realizar", Daniel Hudson Burnham (1846-1912).

Cronología del Home Insurance Building: origen de los rascacielos

Ocurre en Chicago un triste incendio en 1871 que arrasa gran parte de la ciudad debido a que la mayoría de las casas habían sido construidas en madera mediante el sistema constructivo —casi vernacular— conocido como "Balloon frame".

Surge un nuevo estilo arquitectónico para reconstruir la ciudad denominado "Escuela de Chicago", en el que un conjunto de arquitectos e ingenieros que proponen soluciones similares establecen las bases para levantar una nueva Metrópolis mediante la construcción de edificios de gran altura y nace el: "rascacielos".

Con la llegada de los primeros ascensores, —que evitaban tener que subir molestas escaleras—, a vapor (Otis, 1864) en un primer momento, mediante propulsión hidráulica (Baldwin, 1870), más tarde, o eléctricos (Siemens, 1887), en último término, y materiales como el hierro colado años antes, y posteriormente con el acero, hicieron posible el reto de construir los primeros edificios de gran altura de entre 10 y 15 plantas.

Otros factores como el aumento demográfico, la gran demanda de casas y el alto valor del suelo, influyeron notablemente en la decisión de comenzar a construir los primeros edificios en busca del cielo. En un solar de escasa superficie, muchas plantas se iban repitiendo en altura, con lo que el máximo aprovechamiento del espacio era toda una realidad.

El estilo de la Escuela de Chicago, también conocido como "Estilo Comercial", se basó en la creación de edificios que se levantaban mediante estructuras metálicas que se revestían según la función del edificio. Las ventanas podían variar en dimensiones cuando se deseara y se eliminaban en muchos casos los anchos muros de carga, que limitaban notablemente el espacio, ya que hasta ese momento para darle la resistencia necesaria a un edificio de gran envergadura había que construir gruesos muros de mampostería. Las superficies lisas y la ausencia de ornamentación en las fachadas fue otra característica de este estilo.

A finales de los años 80 del siglo XIX se produce en Chicago una auténtica revolución en cuanto a la construcción de edificios de este tipo basados en el característico armazón de acero, tanto de uso residencial como de oficinas.

La aparición de las "ventanas corridas", que ocuparán gran parte de la fachada, darán paso a lo que se conocerá posteriormente como "muro cortina", preludiando las "Cajas de Vidrio" del siglo XX. Las paredes de mampostería entre ventanas ya no forman parte de la estructura del edificio, de modo que la construcción en acero permite habilitar grandes vanos según se desee mejorando la ventilación e iluminación natural en su interior.

La estructura compuesta por un armazón de acero, gracias a su ductilidad, admitía grandes deformaciones sin llegar a romperse, por lo que fue un sistema constructivo bastante innovador en aquella época, ya que no sólo permitía ganar mucha más altura, sino que además, permitía abrir grandes espacios acristalados en la fachada.

En el año 1883, la Compañía de Seguros Home Insurance Company saca a concurso público una nueva sede distintiva, un edificio que debía convertirse en su imagen representativa para acoger a su plantilla principal de empleados. La obra, tratándose de un edificio comercial, debía contar con grandes espacios diáfanos bien iluminados que facilitasen el trabajo a los empleados a la vez que ahorrasen luz eléctrica.

William Le Baron Jenney, quien ya había investigado previamente con el hierro colado en el First Leiter Building de la misma ciudad que concluyó en 1879, fue el ganador del concurso con su innovadora propuesta mediante el diseño basado en un armazón enteramente de acero.

El solar donde se construirá la nueva sede de la Compañía Home Insurance se encuentra haciendo esquina entre las calles Adams y La Salle en el Loop de Chicago (distrito financiero de la ciudad).

Debido a la proximidad del lago Míchigan, la ciudad de Chicago contaba con el factor negativo de poseer un terreno arcilloso algo débil, de modo que para construir los primeros edificios altos se tuvieron que perfeccionar los sistemas de cimentación empleados hasta aquel entonces y surge el "Chicago caisson" (el cajón de Chicago). Este cajón, de las mismas dimensiones que el solar, estaba formado por un muro de cemento armado de algo más de un metro de espesor (1,20 m.) que permitía levantar los pilares desde roca firme.

El Home Insurance Building es construido entre la primavera de 1884 y el otoño de 1885.

En origen se levantaron 10 plantas de altura y posteriormente se añadieron otras dos plantas más en 1890, alcanzando una altura arquitectónica final de 55 metros, convirtiéndose de este modo en el rascacielos más alto del mundo.

Hoy en día la altura final del Home Insurance puede parecer ridícula si tenemos en cuenta los grandes avances tecnológicos que se han ido produciendo a lo largo de todo el siglo XX y comienzos del siglo XXI. No obstante, tanto en Chicago como Nueva York, la construcción de los primeros edificios altos basados en el característico armazón de acero fueron una auténtica proeza y un gran avance tecnológico a nivel arquitectónico y de ingeniería en aquel entonces, marcando una época gloriosa en cuanto a la Planificación Urbana de ambas ciudades y sentando las bases de lo que posteriormente se convirtió en la Bauhaus, una escuela de diseño, arte y arquitectura, que mediante un pequeño número de arquitectos importantes como Le Corbusier, Mies van der Rohe o Philip Johnson, entre otros, con el principio de diseño: "la forma sigue a la función", sentaron las bases del Estilo Internacional que originará la "Segunda Escuela de Chicago".

Para la construcción del Home Insurance Building se utilizó una estructura de acero autoportante forrada con terracota como protección contra el fuego. Las diferentes plantas de oficinas se distribuyeron mediante muros de ladrillo revestidos con terracota en paredes y yeso para el techo.

Los azulejos de terracota, compuestos de arena y arcilla que se cocían al horno, aparte de ser empleados como revestimiento, también eran utilizados como material ignífugo, ya que eran muy resistentes frente al fuego en caso de posibles incendios, por lo que con este material se forraban completamente los pilares y vigas de acero.

Para el revestimiento de la fachada predominó el ladrillo y el vidrio de las ventanas. Numerosas persianas y toldos regulables se instalaron también en la fachada como protección solar.

Mediante el empleo de la estructura de acero se ganaba mucho más espacio en el interior del edificio prescindiendo de anchos muros de carga, mejorando la ventilación e iluminación mediante ventanas de guillotina combinadas con paños fijos, que se conocen comúnmente como "Chicago windows" (Ventanas de Chicago).

El Home Insurance Building es considerado como el primer edificio alto o primer rascacielos de la historia, ya que fue el primer edificio en el mundo en ser construido con un armazón metálico en su totalidad; no obstante, después de construido se pensó que no podría resistir en pie por mucho tiempo.

William Le Baron Jenney, junto con Louis Henry Soullivan, ambos integrantes de la Primera Escuela de Chicago, es considerado como el "Padre de los rascacielos".

El Home Insurance Building es demolido en 1931 junto con otros edificios para construir en su lugar el Edificio Empire Field. Tal y como se puede ver en la imagen inferior, la demolición del Home Insurance Building no se realizó mediante explosivos, ya que la estructura de acero permite ser desmontada por personal humano desde lo alto para una mayor seguridad, evitando de esta forma posibles daños en los edificios colindantes. Asimismo, el acero retirado puede ser reciclado y reutilizado posteriormente, por ejemplo, en un nuevo edificio.




Mapa





Entradas relacionadas / Related post






Empire State Building
Manhattan, New York City
Shreve, Lamb & Harmon Associates






Chrysler Building
Manhattan, New York, USA
William van Alen






Flatiron Building
Manhattan, New York, USA
Daniel Burnham









Home  Geography  Architects   Engineers  Skyscrapers  Bridges  Buildings Towers  Publications  Last Photographics Works  About me